Con el punto de partida claro, centré mis esfuerzos en como resolver el dilema de Sarah y Gabriel sin recurrir al clásico truco de “era un sueño”, ya que me parecía interesante conocer la reacción de Sarah al encontrarse por primera vez con Mayday (aunque no sabía como la haría volver), de modo que los recelos iniciales quedarían a un lado culminando en una relación condenadamente fraternal que Gabriel no aceptaría, desembocando así en una disputa en la que Sarah debía elegir entre Gabriel y Mayday, decantándose, obviamente, por Mayday. Finalmente, Gabriel moriría a manos de Sarah cuando este ponía en peligro la vida de Mayday… Después de varias arcadas decidí que los verdaderos protagonistas no eran Sarah y Gabriel, de hecho aceptarles en mi historia era aceptar Pecados del pasado y no estaba dispuesto a ello. Eliminados de la ecuación, sólo quedaba Mayday. Empezó entonces una continua lluvia de ideas de como traerla de vuelta de la manera más sorprendente y, a ser posible, coherente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s